Un viaje a Eleusis, la ciudad griega de los misterios

Ago 11, 2020Blog, Grecia Continental

Eleusis es una ciudad a 23 Km. de Atenas y que cuenta con un importante sitio arqueológico. En la antigüedad era un importante centro de culto dedicado a la diosa Deméter y su hija Perséfone. Según el mito, Deméter era la patrona de la agricultura y la fertilidad. De su unión con Zeus nació Perséfone, a quien secuestró Plutón, llevándosela al inframundo. Durante nueve días y nueve noches recorrió Deméter el mundo buscando a. Su hija hasta que llegó a Eleusis donde aceptó la hospitalidad del rey Céleo. 

El culto a Deméter y Perséfone

Allí la diosa contó sus penas y en un gesto  de agradecimiento por la hospitalidad que le habían ofrecido, instruyó a Triptólemo, hijo de Céleo, en el cultivo de los cereales. La diosa dejó de interesarse por la fertilidad de la tierra, se encerró en señal de luto por su hija, motivo por el cual la tierra se seco, hasta que Zeus, consciente de la agonía de la tierra, decidió intervenir pidiendo a su hermano la devolución de Perséfone. Finalmente Zeus consiguió que Perséfone se quedara un tiempo con su marido y otro tiempo con su madre, quien feliz ya, permitía que la tierra volviera a ofrecer sus frutos.

El culto a Deméter y Perséfone se expresa en los misterios de Eleusis, una fertilidad de carácter local inicialmente que, tras la anexión de Eleusis a Atenas en el siglo VI a. C., en tiempo de Solón, se convirtió en una fiesta ateniense.

Construcción del Telesterion

Eleusis se comunica con Atenas por medio de la Vía Sacra, por la que avanzaba la procesión durante la fiesta de los Misterios. En tiempo de Pisístrato, en el siglo VI a. C. se construyó el Telesterion, el edificio más importante del Santuario, centro de culto a la diosa, y una muralla alrededor. El santuario lo asolaron los persas en e 479 a. C. y Pericles lo reconstruyó más tarde. En tiempo de los romanos el Santuario experimentó el último periodo de apogeo, cuando los emperadores Adriano, Antonina y Marcó Aurelio construyeron nuevos e importantes edificios y templos.

En el año 379, al decretar el emperador Teodosio la prohibición del culto a los dioses antiguos, empezó. El declive de los Misterios y el Santuario, arrasado completamente en el 395 d. C. por los visigodos de Alarico.

Un recorrido por el sitio arqueológico

Eleusis

Al entrar en el recinto arqueológico, se llega a un patio Romano enlosado con losas de mármol y flanqueado por dos arcos de triunfos  a la derecha y a la izquierda. En el centro del patio se encuentra el templo de Artemisa Propilea y de Poseidón Patros. En la parte posterior de los arcos habían posadas y baños. Más al sur del templo hay ruinas del Propileo Mayor, copias de los propóleos de Atenas. A la izquierda  está el Pozo de Calíchoron donde según el mito, Deméter había descansado cuando llegó a Eleusis. Detrás del Propileo Mayor estaba el Propileo Menor,  la entrada al recinto del Santuario, flanqueada por dos  Cariátides, una de las cuales se encuentra en el museo local mientras que la otra se encuentra en Gran Bretaña. 

A la derecha de la entrada vemos los cimientos de una pequeña edificación, la cual se creía que era el templo de Poseidón y la entrada al inframundo. A continuación, se alcanza el Telesterion, un edificio cuadrado, el más sagrado e importante de Eleusis. El edificio tenía seis puertas, dos en el lado norte y dos en cada uno de los lados sur y este, y una capacidad para 3.000 personas. En el centro había un edificio rectangular, el Megarón, donde se hallaban los atributos sagrados de la diosa Deméter.

El recinto del Santuario se completaba con otros templos, depósitos, almacenes, un Bouleuterion del siglo IV a. C., un gimnasio Romano y un considerable número de construcciones. 

 Eleusis 

Museo de Eleusis 

Construido en 1889, el museo de Eleusis se encuentra dentro del sitio arqueológico y reúne resto de las tumbas del cementerio occidental de Eleusis y del recinto del Santuario. En el patio del museo se exponen capiteles del Propileo Menor, esculturas y una urna de mármol del siglo II d. C.

El interior del museo alberga hallazgos de distintas épocas, entre los cuales destaca un ánfora de gran tamaño (650 a. C.) donde se representa la escena de la ceguera de Polifemo a manos de Odiseo, una estatua sin cabeza de Deméter del siglo V a. C., obra de Agorácrito, un relieve votivo de Triptólemo, una estatua acéfala de Asclepio del siglo IV a. C. y la estatua de tamaño gigantesco de la Core que lleva una caja de madera en la cabeza. Por último, se exponen copias de importantes obras como es la del cuadro sobre arcilla del pintor Ninio, consagrado a Deméter, Perséfone y Triptólemo, o a la del frontón de un tesoro de la época del Partenón.

No te conformes con leerlo ¡Vívelo!

Visita éste y otros lugares más de Grecia con nosotros.

Nuestros tours son personalizados por ti, para ti, y tus acompañantes. 100% privados y exclusivos, hecho a tu ritmo y medida. Solicita ahora un presupuesto y recibirás una propuesta de tour detallada para que no tengas de qué preocuparte más que disfrutar este fascinante país.

Conóce la Grecia auténtica con nosotros.

Planificar Tour Ahora

Artículos relacionados

Ascendemos a la Torre Anthousa

Ascendemos a la Torre Anthousa

El barrio de Papagou es una de las tres principales puertas de entrada a Himeto, la montaña suburbana, que según  la mitología clásica, estaba poblado de abejas que libaban en su floresta y que producían la miel más rica y la cera más suave de Grecia. El lugar se...

Metsovo, un encanto montañoso

Metsovo, un encanto montañoso

Este pueblo arbolado, conservando su carácter tradicional, puntea la ladera de la montaña debajo del Collado de Katara en la Cordillera de Pindos. Metsovo está lleno de vida durante todo el año y le ofrece generosamente las bellezas naturales que lo rodean....

Pin It on Pinterest